Menú Principal

Setenta y tres

Es mi número

Perfecto

Tiene del uno al diez,

Ilusiones y lamentos,

Esa es la edad de mi vida

Marinera aventurera,

Buscando ahora

Recuerdos de

Esa etapa viajera.

Sobre este suelo canario

Amado del mundo entero

Naciste añorado parque

Teniendo de frente al puerto.

A tu espalda Las Canteras,

Con sus aguas cristalinas y sus

Arenas doradas.

Tus lindos atardeceres

Animan las madrugadas

Luminosas y estrelladas,

Invitando a gozar de las

Noches más canarias y

A soñar con los amores que la vida te depara.

 

A petición del amigo Miguel. 

 

Ardiendo está Tamarán:

su corazón al rojo vivo,

luego dirán que fue un descuido,

que no ha sido intencionado.

Llamas por todos los lados,

desde mi ventana las veo

y a las luces de destellos

de los que combaten al fuego.

!Y yo, como cualesquiera

me hago esta pregunta¡

¿Por qué Santo era la hoguera

que ha extinguido esta Tierra?

En el cuartito de Falo

la alegría es lo primero:

se reúnen los amigos

cuando se hace un asadero.

Afinan sus instrumentos

y a bailar todos contentos.

 

Cuantas parrandas gozadas,

con un laúd y una guitarra.

Cuantas penas olvidadas

mientras se está de jarana.

 

El cuartito de Falo

es un museo natural.

En su fachada hay pintados

unos botes navegando.

Un pulpo que lleva el mando

abrazado al timón.

Un compás que marca al norte

y las gaviotas volando

cumulosnimbus tapando

al reluciente Sol.

 

En el cuartito de Falo

si usted entra a visitarlo:

hallará una gueldera,

una nasa y un rezón,

una chalana con sus remos,

toletes y chumaceras,

un palo y una botavara

con la vela y el timón.

Colgando del techo del cuarto,

hallará miles de objetos

todos los cuales encierran

un inmenso valor.

 

Mis fotos

barco9p.jpg